sábado, 12 de noviembre de 2011

Avellanas


Me gusta buscar avellanas.
Parece una tontería.
A lo mejor lo es.
Pero me gusta.
Se esconden entre las hojas secas, pero no es difícil encontrarlas, porque brillan como pequeñas joyas con ese bonito color zorruno. Las hojas son más pardas. Las avellanas, pequeñas, redondas, rojizas, resaltan y parece que te llamen.
Color de zorro, color de ardilla.
Brillantes por la lluvia.
Con sabor a tierra, con perfume a musgo.
La fruta de la sabiduría.

2 comentarios:

  1. Muy bonito, María.
    Con qué lo has pintado? Te han quedado preciosas!
    un beso

    ResponderEliminar
  2. Acuarelas y lapices de colores, Mar.

    ResponderEliminar